Asistentes de ayuda a la conducción: razones por las cuales se debe contar con uno

Los asistentes de ayuda a la conducción pueden aportar verdaderos beneficios a aquellas personas que conducen un coche. La tecnología ha ido abarcando muchos terrenos y el ámbito automovilístico no se ha quedado atrás. Anteriormente, poder conducir un coche requería de ciertos conocimientos, habilidades y sobre todo mucha concentración.

Actualmente, los autos han evolucionado enormemente y cada vez más se adaptan a las nuevas generaciones y a la necesidad de las personas de facilitar su vida. Es por ello que, conducir un coche en estos tiempos se hace mucho más fácil y más seguro.

Tal es este nivel de asistentes de manejo que ya podemos ver coches autónomos en pruebas reales hechas en este año. Muchos de los coches nuevos ya cuentan con cierto grado de inteligencia la cual permite que se conduzca mejor al momento de realizar determinadas maniobras. De esta manera mejora nuestra seguridad y la de otras personas.

Los asistentes de ayuda a la conducción se basan en las nuevas tecnologías y llegan con nuevos accesorios que permiten mejorar el manejo. Trata de la inclusión de sensores que se encargan de regular la velocidad, proximidad, radares y cámaras que se encargan de recolectar la mayor cantidad de información posible no solamente del auto sino de su entorno.

 

 

Marzo cierra con una subida del 2,1% en las matriculaciones

 

 

Todos esos datos al ser debidamente procesados, permiten tomar en cuenta todos los aspectos necesarios para buscar reducir la cantidad de accidentes que ocurren en las carreteras y las victimas que estos pueden dejar. Si este tipo de sistema estuviese más avanzado, solamente en España se hubiese reducido mucho más la cantidad de muertos.

Asistentes de ayuda a la conducción: los más relevantes del momento

Los fabricantes de coches cada año buscan lanzar al mercado nuevos y mejores asistentes de ayuda a la conducción. Aquí podrás conocer cuáles son algunos de ellos:

  • Asistente o detector de ángulo muerto: este sistema se encarga de emitir un aviso visual que se ubica en la esquina del retrovisor que se encuentra en el exterior del coche. Su ubicación en la parte izquierda o derecha. Esto se activa cuando el coche que se encuentra detrás se aproxima a una distancia de 100 m. si el conductor activa las luces intermitentes le manda una señal al sistema la cual interpreta como que desea cambiar de carril. En ese momento emite una señal de forma acústica que evita que se genere un posible golpe.
  • Asistente de frenos: este sistema se conoce como ABS. Su función principal es que cuando el coche frene bruscamente, este no patine ni que se bloqueen las ruedas. De esta manera no se pierde la estabilidad. La aparición de este sistema fue en los años 70. Sin embargo, fue en el año 2004 que la mayoría de los fabricantes implementaron este sistema.
  • Front Assist o frenada automática: este asistente se encarga de tener un control entre el coche y los otros vehículos o personas que se crucen de manera inesperada.
  • Asistente de frenada de emergencia: los coches que se encuentran equipados con este sistema pueden multiplicar la presión del pedal de freno. De esta manera pueden evitar una inminente colisión. Aparte este sistema hace que si el coche es alcanzado por la parte de atrás mantenga por un tiempo determinado la presión para evitar que el coche rebote.
  • Asistente de aparcamiento: este asistente permite calcular la distancia al momento de estacionar el coche y evitar cualquier choque. Las cámaras para este sistema se encuentran ubicadas en la parte trasera del coche y su visión abarca 360 º.

Estos son solo algunos de los asistentes de ayuda a la conducción, la verdad es que cada día la tecnología nos facilita el conducir y nos mantiene más seguros.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.